Ni Gore ni el gore

29 04 2007

Por: Jaime Ruiz

La publicación a comienzos de la semana anterior de una separata en la prensa con toda clase de detalles escabrosos de los crímenes de las AUC (principalmente, como era de temerse), sólo es el paso siguiente a la arremetida de Petro, algo que estaba perfectamene calculado y que se concibió al mismo tiempo que el debate. Ambas cosas forman parte de la campaña electoral de la izquierda democrática.


Y esto no tiene por qué ser una mala noticia: constituye una tácita aceptación de la democracia, si bien sus cálculos se basan en el control que han alcanzado gracias a sus fuerzas de choque de muchísimas nóminas estatales y también de las maquinarias de compra de votos que antes servían al llamado liberalismo. En cualquier caso, es preferible que busquen los votos engañando a la gente que asustándola con masacres como la de Bojayá (la cual multiplicó milagrosamente la intención de voto por Luis Eduardo Garzón en las elecciones presidenciales de 2002).

Lo que pasa es que probablemente van a tener que volver a las bombas porque la estrategia no da resultado. El desplante de Al Gore a Uribe despertó entre los colombianos sobre todo solidaridad con el presidente, por no hablar del daño que podría hacer a los intereses del Partido Demócrata el que se haga publicidad sobre su tácito apoyo a una formación como el PDA. Cuanta más información llegue a la gente del primer mundo sobre Colombia menos posibilidades habrá de justificar las pretensiones de la izquierda democrática y sus niños (negociación política). Con lo que toda la campaña tiene un efecto de corto plazo que no parece prometer muchos votos a esa facción. Salvo que esperen completarla con una arremetida de terror en la fase final de la campaña electoral.

Lo mismo ocurre con la manipulación de las noticias de atrocidades, algo que evoca el cine gore. Esa exhibición tiene por objeto forzar en la gente una condena del gobierno, al que tácitamente se hace culpable de esos crímenes. Por lo general el método consiste en debilitar cualquier sentido crítico gracias al impacto de las imágenes atroces, claro que para producir ese impacto no es necesario que haya delante pruebas de perversidad o crueldad, puede bastar un quirófano o el resultado de un accidente de tráfico. Se pretende sensibilizar a esa parte de la sociedad que ve en el llamado paramilitarismo un mal necesario, hacerla sentir cómplice de unos criminales monstruosos…

Pésima estrategia electoral. La capacidad de mentira y ocultación de los medios, que se pone de manifiesto cada vez que las víctimas son soldados y policías, se agotará antes de que la gente decida apoyar a los que ni siquiera condenan los secuestros. Al igual que se ha agotado la capacidad de culpar al gobierno de las bombas. De modo que la próxima vez que encarguen una monstruosidad para alentar el voto por sus pupilos lo que se encontrarán es con gente que por nada del mundo quiere ser cómplice de quienes esperan sacar provecho de esos hechos.

Y los que creen que el paramilitarismo es o fue un mal necesario merecen todo el reproche de la sociedad. Quienes recuerdan la situación colombiana en 2000 y 2001, cuando se oían tantas voces desesperadas clamando por una intervención estadounidense que no llegaría o esperanzadas en que la banda de asesinos de Castaño y Mancuso salvaría al país de la caída en manos de la izquierda democrática, comprobarán que hubo una alternativa distinta: elegir a un gobierno comprometido con el imperio de la ley. Un gobierno que no pretendiera complacer a los terroristas. El resultado ha sido la reducción casi de ensueño de los indicadores de violencia, algo que angustia a la izquierda democrática que ve alejarse las prebendas y los cargos vitalicios.

Esa reducción de la violencia es la gran conquista cívica de esta década. No la van a echar a perder con campañas de calumnias ni con manipulaciones como las imágenes de atrocidades. Cada día que alguien se pregunta por la causa de todo eso empieza a revolotear una luciérnaga que alumbra los nombres de las camarillas oligárquicas que lanzaron la revolución, como la de la Facultad de Sociología de la Universidad Nacional en los años sesentao, o la de la revista Alternativa. Y una pregunta a la que los farsantes del cartel de la calumnia no podrán contestar:

¿Por qué el PDA no pide a las guerrillas que desistan de su guerra?

Anuncios




Dan lástima

25 04 2007

El apoyo de casi todos los columnista uribistas y antiuribista, le dan un asombro respaldo al presidente Álvaro Uribe Vélez, después del debate amañado, calumniador y electoral.

Evidentemente el daño al país fue momentáneo, Uribe se fue a Miami a aclarar la situación, y efectivamente lo hizo. También habló con multimillonarios en Miami ‘cubano’ para que vengan a invertir a Colombia. Así como también buscó atraer más turistas a Colombia, como lo informa el Liberal Colombiano. Uribe habló con Emilio Azcárraga, para que venga a invertir en Colombia. Justo en el momento en que la licitación para operar un nuevo canal de televisión privado está apunto de abrirse, coincidencias nada más.

Obviamente a la gente del pda, le salió el tiro por la culata. Están tan vilipendiados en Colombia por eso de tener “esa manada de reinsertados asesinos” que se tiene que ir a calumniar a afuera. Y cómo los comunistas son tan parásitos, obviamente reciben a los angelitos del pda. Fernando Londoño dice: “ Por desgracia, hace rato que dejamos trasladar el centro de nuestros problemas a otros países, donde no se trabaja con información seria y no se juzga con objetividad. Como montamos en nuestras embajadas centros de contacto de la guerrilla y la extrema izquierda, las ONG mamertas y otros especímenes de esa laya, estamos cosechando los frutos. Aquello de mandar en nuestra representación y con nutridos dólares a los recien bajados del monte no fue una idea brillante. Pero sí miel sobre hojuelas para los de la izquierda europea, que perdidos allá pretenden ganar aquí. El domingo pasado el comunismo francés sacó el 1,7% de los votos. Así que como nada tienen que hacer allá, buscan oficio acá.”

¿Excelente crítica de Londoño, no? Igualito pasa con el pda, que hasta ahora no ha presentado un sólo proyecto legislativo. Sólo se dedican a criticar y a defender ese adefesio llamado Constitución del 91. Como no tiene nada que hacer aquí, se van a España a abogar por las FARC o se van a México con viáticos de las FARC a pedir la legalización del secuestro, mal llamado acuerdo humanitario (no merece mayúsculas esa porquería) eso de tratar a las personas como mercancía es peor que lo que hacia Chiquita Brands. ¿Con qué autoridad, pedir la extradición de los ejecutivos de Chiquita, mientras aquí se pagan secuestrados por terroristas?

No deja de desconcertar la actitud de Al Gore (de quien dicen es racista) que le hizo el feo a Uribe. Muchos recuerdan con desconcierto el homenaje que le hizo al nieto del ratero, por considerarlo un ejemplo en la lucha contra el narcotráfico, pero después terminó en la cárcel por recibir dineros de los ‘narcos’ de Cali.

Mario Fernando Prado, nos cuenta una versión sobre lo que ocurrió con Gore:

Segundo, creo que la vocación gavirista de la revista Poder da para muchas sospechas. ¿Cómo así que horas antes de un foro al que, se supone, estaban invitados con antelación Uribe y Gore, este último recula? ¿Por qué no lo hizo antes? ¿Qué pretendía con ese golpe de opinión?

¿Qué tal la llorada de Santos Calderón a José Obdulio? Patético ambos. Después de publicar las calumnias de Petro en primera página, sin ni siquiera hacer una investigación seria sobre los hechos imputados por Petro a Uribe. No sé, por qué les sorprende que estuvieran vetados ‘temporalmente’, claro está.

La canallada de Petro, porque lo que hizo, lo hizo con mala fé, con dolo, con ánimo de ganar el espacio político que durante toda su carrera política jamás ha logrado. Fue un ejemplo sobre lo madura que esta la izquierda “democrática” y sobre sus intenciones. Ahora se convirtieron en defensores de la moral y protectores de los sindicalistas, después de asesinar de manera descarnada a José Raquel Mercado, líder sindical de la época. Muchos intentan acallar las verdades de las atrocidades de estos criminales, como la toma del Palacio de Justicia, a donde fueron por encargo de Pablo Escobar (esto también lo confesó Popeye, pero de manera sorprendente no saltó a los medios) y mataron y quemaron los expedientes, pero no sólo esto, la bomba en Cali, la coordinadora guerrillera, el secuestro de Álvaro Gómez y el asesinato de sus escoltas, es sólo una parte de lo que han hecho esta manada de asesinos. Recuerdo que en un debate radial entre Rósemberg Pabón ‘comandante 1’ y Antonio Navarro, el primero se acaloró y le rispostó al segundo que iba a contar algo, algo ‘grabe’ ¿cómo la asesina de Verita? entonces Navarro nervioso le dijo que hablan de eso después.

Leyendo en El País de Cali, encuentro esta súper perla de don Gustavo Petro, otrora comandante del bloque Oriental: “El desprestigio del Gobierno colombiano se debe a sus propios actos. Gobernar y hacer leyes al lado de criminales, produce estos efectos”: Senador Petro.

Increíble, leer hasta donde puede llegar el cinismo, tras que condena a sus compañeros del Congreso sin sentencia judicial hasta el momento, se le olvida que él es un criminal y varios del pda también lo son y así convocaron a una constituyente que terminó en el adefesio de la constitución del 91.

Ni aquí ni allá. Pensaron que con el debate iban a desprestigiar a Uribe y se equivocaron, Londoño en su columna dice: Las tremebundas acusaciones de Petro contra Uribe, contra los antioqueños y contra el Gobierno, no importaron. Apenas consiguieron que la opinión rodeara a Uribe con un escalofriante 80% de credibilidad y aplausos.

Sabrá Dios, de donde Londoño sacó ese dato. Yo desconozco esa encuesta citada por Londoño, pero de ser verdad, sería el golpe más duro a la izquierda: pda, FARC y ELN.

Pero ni en Usa lograron el apoyo, El Tiempo (ojalá lo venda rapidito) publica que los demócratas confían en la gestión de Álvaro Uribe y además un parlamentario sale con una belleza de perla que me inundan los ojos de lágrimas de alegría: “El senador Gustavo Petro y las multinacionales estadounidenses Chiquita Brand y Drummond tuvieron un mal día en la audiencia. Dan Burton, de Indiana, catalogó a Petro de “terrorista” y pidió a sus colegas no creer en sus palabras: “Este es un señor que hacía para de un grupo terrorista y que ahora acusa al Presidente de hacer los cosas que el mismo seguro hizo. En este país sería inconcebible que un terrorista acusara a un líder y se le diera crédito“, dijo Burton.”

No hay más que decir: están cogidos del pipí ante una segunda reelección de Uribe. Por eso no resisten que baje el secuestro, los homicidios. Ni tampoco resiente que baje la pobreza y la indigencia. Por eso les duele el TLC, por eso se van calumniar al exterior y por eso siempre quedan como unos vendepatrias. Deberían leer más sobre los Tratado De Libre Comercio, antes de irse a USA a hablar peste y más peste. El lema del pda es “cagarnos el país, para poder cagarnos a Uribe”, como dan lástima.





Trapeada

20 04 2007

La trapeada que le metió ayer Uribe a la oposición específicamente al pda (ni mayúscula merecen estos tipos) y más específicamente al comandante del bloque Oriental del M-19: No tiene precio.





Soy blogger, soy inútil

4 04 2007

La campaña de solidaridad de toda la blogosfera, en contra del cracker y en defensa de la libertad de expresión y de la blogosfera, en un principio me animó, pero ahora me parece un fiasco inútil. Tanto me animó la campaña que fui uno de los primeros en sumarme a ella a través de mi blog Total T.V.

Después de la gran acogida que tuvo la campaña y la supuesta unidad bloguera, los ataques cesaron y todo quedó ahí y ahí, hasta que el cracker despertó del idilio a la blogofera borrando otros blogs más y amenazó con seguir borrando blogs mensualmente.

El cracker fue descubierto por la gente de La blogoteca, que después de un trabajo de recopilación de pruebas presentó  este post. Con toda la evidencia en su contra, el estremecedor CRIMINAL Aprix11 decidió admitir (y presumir) su autoría y de paso seguir inculpando de manera descarada a los que encontraron las pruebas en su contra.

Con todo el elemento probatorio para presentar una denuncia, todavía NADIE ha tenido la gallardía de poner esta situación en conocimiento de las autoridades, a sabiendas de que es un trámite sencillo y donde el denunciante no hace mayor cosa, aparte de la denuncia y la entrega de pruebas.

Incluso un blogger que es abogado y que usa el alias de Kar-Eq se puso a disposición para que los bloggers atacados (afectados) presentaran una acción legal, ya sea denuncia o demanda, pero nadie le jaló a la idea.

Si nos sumamos a una campaña de apoyo, el mejor aporte a la misma es una denuncia contra el criminal Aprix11. Pero parece que los afectados tomaron el camino fácil: crear un nuevo blog y ya, y a los nuevos afectados (como lo advirtió Aprix11), que se los lleve el putas y de paso a la blogosfera.

Mientras tanto la calumnias y los insultos siguen en la blogosfera entre los biliosos (Bilioso,Túrin y Monatur) y los Ruiz (Jaime Ruiz, Diegoth e Icarus), pero todo esto como consecuencia de quienes no quisieron denunciar el hecho.

A partir de este momento retiraré el botón de este fiasco de campaña, para mostrar mi indignación con los cobardes que por omisión están dejando que se destruya y que destruyan la blogosfera colombiana.

Soy blogger, soy inútil.





Las lágrimas de Chávez(tia)

2 04 2007

¿Cómo medio exagerada la “periodista”?