El documental de Gonzalo Guillén (@Heliodoptero)

9 07 2011

El “periodista” colombiano Gonzalo Guillén conocido en Twitter como @Heliodoptero y por escribir “baca” sí, con b alta, sacó un “documental” sobre la Operación Jaque.

Su séquito rápidamente le dio bombo y promoción. Crearon polémica, lo que necesitaba Guillén después de la que creó cuando le robó a Virginia Vallejo una entrevista. Este señor con ética no muy correcta reapareció con un documental sobre la brillante operación jaque ejecutada por nuestro entonces ejército, digo entonces porque hoy los militares están de brazos caídos.

Guillén afirmó que su documental tenía pruebas suficientes para demostrar que se pagó por la liberación de los secuestrados. Su prueba reina era Juan Carlos Lecompte, un pobre cornudo que no se enteró de ellos sino cuando demandó a Íngrid Betancur en el proceso de divorcio. El pobre Lecompte ni siquiera se enteró de que su ex mujer no lo quería cuando lo saludó tan despectivamente el día de su liberación. Su otra prueba era Noël Saez, ex mediador con las FARC, quién fue sacado a sombrerazos por el gobierno de Álvaro Uribe por su parcialidad hacia los terroristas.

Saez protagonizó junto al gobierno francés más de una pilatuna, como el envío de un avión a Brasil para la posible liberación de Betancur, además del pago de una suma de dinero a FARC; en ambos trámites resultaron estafados. El mediador francés obraba asociado con el suizo Jean-Pierre Gontard, quién hoy está sub júdice por comportamiento inapropiado durante el tiempo en que fue negociador.

La otra gran prueba de Gonzalo Guillén es un ex presidente colombiano  (sin rostro) quién le aseguró que le entregaron el libreto de la Operación Jaque un mes antes. Gracias a esa afirmación, el señor periodista nos obliga a entrar en el arte oscuro de la conjetura. Probemos: Gaviria no era cercano al gobierno; Pastrana, menos. Samper tenía vínculos de amistad con Uribe pero de ahí na’ má. Nos queda Belisario Betancourt, quién era muy cercano al gobierno anterior, pero no creo que se haya prestado para la tramoya sediciosa de Guillén.

Después de mostrar su documental por un alicaído canal ecuatoriano (TeleAmazonas) Gonzalo Guillén concedió una entrevista a Celicia Orozco en ElEspectador.com donde salió con esta perla: “G.G.- El ‘libreto’ dice exactamente lo que sucedió en el operativo, pero no relaciona lo que se negoció con César y Gafas. Por el mismo motivo, tampoco se sabe si se cumplió o incumplió lo que acordaron con ellos. Según se asegura, César está en una cárcel de Illinois. A pesar de que tengo su número de identificación en la cárcel, nunca me dejaron contactarlo. Me parece raro que no lo hubieran procesado por secuestro después de que estaba con los tres norteamericanos liberados en la ‘Operación Jaque’ junto con Íngrid Betancourt. A él lo juzgaron por narcotráfico. Gafas está en La Picota.”

Uno de los argumentos es que César y Gafas fueron los que planearon Jaque y que a cambio EE.UU. no los juzgó por secuestro, sino por narcotráfico insinuando que hubo acuerdo para dejarlos libres, pues no consiguió a César en la cárcel que lo buscó.

Una simple investigación de Guillén, en Google, léase bien, en Google, hubiese bastado para que se enterará de que la Corte Suprema colombiana autorizó la extradición de César por delito de narcotráfico, pero negó el de secuestro porque este último fue cometido en Colombia. Aplicó el principio de territorialidad, contra el de extra-territorialidad que exigían los gringos.

Usted, señor lector, pone en el buscador de Google las palabras: Corte Suprema extradición de César y Gafas le saldrán varios resultados que confirman lo que le acabo de decir. ¿Investigó Guillén?  ¿ Tan bueno es su documental que pasó por alto ese insignificante detalle?

Como si fuera un niño, Guillén anunció en su cuenta de Twitter (@Heliodoptero) que se iba a Perú a entrevistar a los entonces candidatos presidenciales, Keiko Fujimori y Ollanta Humala. Al día siguiente “asaltaron” su apartamento y se robaron su computador y un disco duro. Dirán que “dio papaya” anunciando por Twitter el viaje, pero mi teoría es que se trató de un rocambolesco montaje para darle más fuerza dramática a su documental. Me explico, según Guillén, la mano negra de extrema derecha sabía que él tenía datos del supuesto pagó de 100 millones de dólares en la Operación Jaque en su casa. En la entrevista a Tascón, lo dice implícitamente “C.O.T.- Recientemente fue asaltado su apartamento en Bogotá. ¿Cuándo ocurrió y qué le robaron? 

G.G.- Eso sucedió hace un mes, el 26 de mayo pasado. Acababa de conseguir información importantísima sobre gastos oficiales reservados, en formato digital. La copié en mi computador personal y la pasé a discos donde guardaba los datos más importantes. Viajé a Lima el 27, o sea al día siguiente. Cuando regresé, habían asaltado mi apartamento. Se habían metido por la ventana de un piso alto. Se robaron únicamente esa memoria y otras que estaban en una USB. ¿Se encontrarían allí las pruebas del pago de recompensas?”

La desfachatez de Guillén no le da para afirmar que tenía pruebas del pago de los 100 millones de dólares imaginarios, pero insinúa que posiblemente ahí estaban y por eso fuerzas oscuras asaltaron su apartamento. Yo le respondo a Guillén, yo escribí hace no sé cuántos años laEneida pero Virgilió me la robó.

Disculpen que me haya demorado en comentar sobre el “documental”, pero no me podía quedar callado ante la mentira sediciosa de Gonzalo Guillén (@Heliodoptero) con su FARC-documental.





Las mentiras de Hollman Morris

7 06 2009

En este video se muestra como el periodista de las Farc, Hollman Morris muestra como desaparecido a un hombre que luego como se demuestra en el video es un terrorista de las Farc. A través de este montaje Morris le causó un grave problema al Gobierno Colombiano y Al Ejército Colombiano con la Comunidad Europea.

El programa de Morris recibe jugosas donaciones de la Comunidad Europea y este utiliza este programa para hacer exclamaciones a favor de las Farc y burdos montajes contra el ejército colombiano.

Con este video, se prueba nuevamente los vínculos de Morris con las Farc y además los del Cura Javier Giraldo, quien utiliza el tema de los derechos humanos con fines políticos y lucrativos.

La comunidad de paz de San José de Apartadó está siendo utilizada por los delincuentes de Javier Giraldo y Gloría Cuartas (con decenas de testigos desmovilizados de las Farc, que la vincula con este grupo terrorista.) para hacer política, lucrarse, asesinar y servir en la guerra política y jurídica contra el gobierno colombiano.

Fuente de video: UnoAmérica





Hollman Morris, el periodista de las FARC

5 02 2009

Alguna vez existió un personaje que puso a su disposición todos los medios de comunicación, ese personaje se llama Hollman Morris…

Las FARC anunciaron el domingo en la mañana a la terrorista Piedad Córdoba el nombre de los 4 uniformados que serían liberados, el show mediático montado por Córdoba y su recua de asesinos de Colombianos por las FARC estaba listo.

El operativo de liberación transcurrió el domingo, todo iba bien, el CICR garantizaba la imparcialidad, los colombianos por la FARC, Teodora de Bolívar, Jorge Botero (experto mercader de secuestrados, caso Emmanuel) Iván Cepeda (terrorista camuflado que provocó una asonada junto con Claudia López el año anterior en la embajada de Costa Rica dónde con palos y piedras trataron de matar a Mario Uribe Escobar acusándolo y crucificándolo de paramilitar, para después resultar desvanecido su proceso, a este último le terminaron levantándole la medida de aseguramiento), Gloría Cuartas, reconocida enemiga del estamento militar (¿por qué quería ayudar a los militares ahora?) quién pidió la libertad para los terroristas Simón Trinidad y Sonia.

Los enemigos del estado tendieron una celada casi perfecta, pero no contaron con el ingenio de nuestro señor presidente Álvaro Uribe quién mandó a seguir a esta comisión de peligros asesinos, quizá los más peligrosos de todo el hemisferio occidental.

La operación de liberación de los uniformados se llevo acabo y luego surgió el primer inconveniente, el señor Botero que iba como ‘garante’ pero de las FARC dijo que había bombardeos y combates (cosa TOTALMENTE FALSA) que fue descartada por liberados. Este señor que tenía que cumplir sus compromisos con la FARC llamó a TeleSur (teleBaSURa) para decir que los estaban siguiendo (cómo no muy cierto, pero un avión de la FAC estuvo a 20 mil pies de altura de la misión ‘política’, grave error donde mintió el gobierno y luego tuvo que dar un bandazo.) Este señor Botero no contento con llamar a los apologistas de las FARC, pasó al comandante del operativo un asesino llamado ‘El negro Mosquera’ quién de manera cínica como siempre insultó al gobierno y mintió cuando dijo que había combates sólo para generarle problemas al gobierno Colombiano.

El señor Botero si quería decir que había seguimientos y que esto ponía en riesgos sus vidas y la de los secuestrados solamente tenía que hablar él, no tenía que darle publicidad al terrorismo, pero parece que esta era la contraprestación entre Botero, Las FARC y los Terroristas por la FARC.

Pero el cóctel terrorista no terminaría ahí, un reconocido promotor de masacres y asesinatos; y además mercader de los secuestrados conocido como Hollman Morris era el centro del cóctel.

Como arte de magia apareció en el lugar de la liberación de los soldados secuestrados, nadie sabe cómo apareció allá, pero todos salen a defender y a decir que fue una coincidencia cómo dicen los infames de equinoXio y Semana.

Morris argumentó que se iba a reunir con un alto mando guerrillero en la zona (plop!), no creo que el Negro Mosquera fuese un alto mando y además en esa zona es poco probable que hubiese un alto mando de las FARC sí en ese departamento (Caquetá) se llevaría a cabo la misión política de liberación de los secuestrados.

Los intereses del comandante Toledo

La teoría mía encaja cuando aparece un miembro de Colombianos por las FARC, el propagandista del terrorismo conocido en el mundo criminal como Toledo y en la sociedad como Carlos Lozano Guillén.

El interés de Toledo era tener toda la primicia de la liberación de los secuestrados y hacer pasar a las FARC como héroes. Primero envió a sus súbitos Morris y Raigozo para obtener declaraciones a favor de las FARC, luego aparecer él con los militares liberados y así de sencillo lavar su imagen ante el mundo y pasar como perseguido político. La jugada iba bien.

La fiesta terrorista alternativa que montó Morris como lo calificó Uribe, salió bien… Incluso tuvo el descarado de pedir que fuera sacado en el helicóptero de la misión política-terrorista, pero alguna razón, quizá el CICR no permitió esto.

Morris junto a Raigozo trabajan en Voz (medio de las FARC y su brazo político el polo democrático) ahora entienden? La mentira de Morris cayó fácil pues era muy irreal que el se fuera a visitar a un comandante de alto nivel y luego terminara en la misión política donde su jefe obeso y bigotón era parte integral del complot contra Colombia y la humanidad.

El periodista Morris que tiene medidas cautelares de CDIH, se le escapó a sus escoltas y puso su vida en “riesgo”. Además montó una tremebunda orgía terrorista dónde obligó junto con sus socios de las FARC a los secuestrados a hacer declaraciones forzadas con el chantaje de no liberarlos. Lo de Morris no es falto de ética pues nunca la ha tenido pues hace algún tiempo ya había falsificado pruebas de supervivencia (¿o me equivoco?) Sino criminal. Este terrorista debería estar confinado en una mazmorra por el resto de su vida por hacer eso con personas indefensas como los secuestrados.

Por esta razón los argumentos de Semana y de los equinoXio no son más que una tremenda falacia criminal que sólo puede ser escrita por seres miserables y pérfidos.

Adenda: La FarcPolítica va más adelantada en Ecuador que en Colombia, gracias a la complicidad de Iguarán y la mafiosa corte suprema de no sé qué de Colombia.

Fue capturado un alto ex funcionario de apellido Chauvín quién confirmó que Correa mantenía relaciones con La FARC.

Esto sumado junto al llamado a juicio de la terrorista mexicana Lucía Morett demuestra la eficacia de la justicia Ecuatoriana.

¿Y otra vez los datos de los computadores de Raúl Reyes se siguen confirmando, cómo les duele esto a los mamertos no?





El 6 de marzo es la marcha de las FARC

21 02 2008

“Ahí veremos a todas las bazofias amigos y cómplices del terrorismo de las FARC. Ahí estará la plana mayor del comunismo asesino y mafioso. No a esa marcha.”

Para los que se ilusionan de que los organizadores originales solo quieren marchar “por las victimas” aquí les copio el comunicado que esta en la pagina del “Movimiento de víctimas de crímenes de Estado”:

“Llamamiento de todos los sectores de víctimas de Crímenes contra la humanidad en Colombia

Quienes suscribimos este llamamiento, víctimas de crímenes contra la humanidad en Colombia, declaramos lo siguiente:

1. Que rechazamos todas las formas de crímenes contra la humanidad. Que en Colombia se ha presentado una masiva y sistemática violación de los derechos humanos por parte de agentes del Estado y de la estrategia paramilitar que ha generado la comisión de crímenes contra la humanidad, como genocidio, desaparición forzada, ejecuciones extrajudiciales, torturas, desplazamientos forzados. Asimismo, que los grupos insurgentes han incurrido en infracciones al derecho internacional humanitario, siendo el secuestro una de sus más graves manifestaciones. Esta crisis humanitaria obstaculiza las posibilidades para construir una sociedad civilizada en la que el respeto a la vida y la dignidad humana sean el principio esencial de la convivencia.

2. Que resulta inadmisible toda justificación pública de estos crímenes bien sea por razones ideológicas, de Estado, bajo el pretexto de la seguridad nacional, del pretendido derecho a la autodefensa, de la acumulación de la riqueza y del despojo de tierras o de cualquier otro argumento que se emplee para legitimar lo que a la luz de la ética y del inquebrantable derecho a la vida es inhumano. Consideramos que toda expresión o discurso con el que se pretenda ignorar los derechos humanos y el derecho humanitario, nos aleja del camino de la paz y la democracia. La sociedad por su parte debe actuar para exigir el respeto de los derechos a la verdad, la justicia, la reparación integral y las garantías de no repetición.

3. Hacemos un llamado para que las víctimas sean respetadas, no se manipule su sufrimiento, no se haga uso de ellas con fines políticos, electorales, económicos o militares. Llamamos a que no se afecte su dignidad de ninguna manera, a que se desista del intento de contraponerlas unas a otras, y a que no se vulnere aún más sus derechos convirtiéndolas en blanco de nuevas agresiones. Llamamos a que sus propuestas y argumentos sean asumidos con seriedad y respeto.


4. Hacemos un llamado por el Acuerdo Humanitario que permita el regreso de las personas secuestradas al seno de sus familias y la sociedad, y porque sean respaldadas todas aquellas gestiones de facilitación, acompañamiento y veeduría nacional e internacional que contribuyan a estos propósitos. Que se evite a toda costa cualquier tipo de operación militar que ponga en riesgo sus vidas o comprometa de algún modo su integridad.

5. Exigimos verdad, justicia y reparación para todas las victimas de crímenes contra la humanidad y genocidio; que se devuelvan los desaparecidos a sus familiares, se restituyan las tierras a los desplazados; se desmonten en forma definitiva los grupos paramilitares, se acaben los vínculos de éstos, con instancias estatales, empresas multinacionales o partidos políticos y que todos los vinculados a la parapolítica responsables de violaciones de los derechos humanos sean sancionados y sus crímenes esclarecidos ante el país y el mundo.

6. Después de más de cuarenta años de conflicto armado ininterrumpido urge encontrar caminos viables que nos permitan avanzar sin más demoras ni dilaciones hacia la solución política negociada del conflicto armado, en la cual se preserven los derechos de las victimas. Reiteramos nuestra convicción de que la guerra que padece Colombia, sólo podrá ser superada a través de un diálogo nacional, amplio, pluralista y concertado con la sociedad. Hoy nos une y nos asiste la imperiosa necesidad de acercamientos entre las víctimas y todos los sectores de la sociedad colombiana para construir una sociedad democrática sustentada en la paz con justicia social, el respeto integral de los derechos humanos y la dignidad humana.

Firman: Asociación Colombiana de Familiares de Miembros de la Fuerza Pública , Retenidos y Liberados por Grupos Guerrilleros, ASFAMIPAZ. Movimiento Nacional de Víctimas de Crímenes de Estado Yolanda Pulecio (Madre de Ingrid Betancourt) Movimiento Hijos e Hijas por la Memoria y contra la Impunidad Familiares de los Desaparecidos del Palacio de Justicia Fundación “Manuel Cepeda Vargas” Víctimas y sobrevivientes de la Unión Patriótica y del Partido Comunista Colombiano Pueblo Kankuamo Desplazado en Bogotá. Zonas Humanitarias y Zonas de Biodiversidad de los Consejos Comunitarios del Jiguamiandó y Curvaradó Zonas Humanitarias y Zonas de Biodiversidad de las Comunidades de Autodeterminación, Vida, Dignidad del Cacarica, CAVIDA. Zona Humanitaria de la Comunidad de Vida y Trabajo de La Balsita , Dabeiba. Zona Humanitaria de la Comunidad Civil de Vida y Paz del Alto Ariari, CIVIPAZ. Consejo Comunitario del Río Bajo Naya, Valle del Cauca. Familiares de Víctimas de Trujillo, Valle. Familiares de Víctimas de Inzá, Cauca. Asociación de Familiares de Víctimas de la Violencia Política de Río Sucio, Chocó, CLAMORES. Movimiento Regional de Víctimas de Crímenes de Estado, Sucre. Movimiento Regional de Víctimas de Crímenes de Estado, Antioquia. Asociación Regional de Víctimas de la Violencia del Terrorismo de Estado en el Magdalena Medio, ASORVIM. Familiares de Desaparecidos Forzadamente, Familiares Colombia. Fundación “Nidya Erika Bautista” para los Derechos Humanos. Carlos Lozano (Director del semanario Voz) Gloria Inés Ramírez (Senadora de la República) Gloria Cuartas (Ex alcaldesa de Apartadó) Comunidad de Ullucos del Resguardo Indígena de San Francisco, Cauca. Asociación Tequendama de Sucre, Cauca. Asociación Nacional de Ayuda Solidaria, ANDAS. Comité Ejecutivo Nacional Seccional Barrancabermeja Acompañamiento Psicosocial y en Salud Mental a Víctimas de Violencia Política, AVRE. Comité Permanente por la Defensa de los Derechos Humanos Comisión Intereclesial de Justicia y Paz Colectivo de Abogados “José Alvear Restrepo” Comité de Solidaridad con los Presos Políticos Fundación Afro y Cultura ” La Esperanza “. Resguardo Indígena Emberá de Urada, Jiguamiandó, Coredocito. Asociación Campesina para el Desarrollo Integral del Sur del Putumayo, ACADISP. Corporación Vínculos. Red de Alternativas a la Impunidad y a la Globalización del Mercado”

Aquí esta el link en la propia pagina del Movimiento que dirige Cepeda II.

Notese que lo firman 3 importantes figuras/dirigentes del PDA.


Si en la pagina del movimiento Colombia Soy hubiera aparecido un comunicado “rechazando el desepeje” y “rechazando el acuerdo humanitario” y firmado por políticos uribistas hubieran caido rayos y centellas sobre el movimiento por parte de la izquierda.


Pero como existe una moral especial para la izquierda, donde ellos siempre terminan haciendo lo que critican, pero siempre dicen “que es diferente…”

Alejandro Gaviria recibió este comunicado de un líder estudiantil de la Universidad Nacional:

“1. La Universidad es una de las principales instituciones culturales de nuestra sociedad, no sólo generadora de conocimiento científico y cultural sino también actor del desarrollo de los principales valores de la democracia por su propia esencia crítica y de debate…

3. La agudización de la crisis humanitaria que vive el país es fruto del gasto en la política de guerra del presente gobierno que, bajo el pretexto de la lucha contra el terrorismo, aspira a construir un Estado antidemocrático. La crisis del país, el desmonte sistemático de la democracia, de las libertades y derechos ciudadanos, es ocultada por los grandes medios de comunicación que, a favor de los intereses del gobierno nacional, no muestran que Colombia es el segundo país del mundo en desplazamiento, que el sin numero de desaparecidos son casi otro país…

4. Nuestros campus han sido manchados por la sangre de estudiantes, docentes y trabajadores asesinados, que sufren también por los atropellos, señalamientos, desplazamientos, amenazas y desapariciones a manos de sicarios que buscan eliminar las ideas, tan peligrosas para el proyecto Uribista, o a manos del ESMAD, cuerpo profesional de la represión que ante la manifestación de inconformismo de la comunidad universitaria actúa para no dejar duda del carácter de este gobierno.

5. Lo que está en crisis es la democracia, la cultura del país y el grave problema del secuestro y de las retenciones políticas no puede ser usado para legitimar la guerra…La verdadera solución al conflicto en Colombia demanda una salida política y negociada, donde participe el conjunto de la sociedad colombiana. Por este motivo apoyamos la iniciativa del Acuerdo Humanitario, para lograr el intercambio de presos políticos y retenidos por la insurgencia.
Invitamos a la sociedad colombiana a no dejarse llevar por el ánimo guerrerista que oculta la verdadera crisis nacional y muy especialmente a los universitarios, A PARTICIPAR ACTIVAMENTE EN LA MOVILIZACIÓN DEL PRÓXIMO 6 DE MARZO, por la paz democrática, el acuerdo humanitario y la solución política negociada al conflicto social y armado que vive el país.”

Esta es una marcha politizada hasta los tuétanos y ahí esta la evidencia.

Hombre, hay que ser muy obtuso o muy ingenuo para no ser capaz de ser critico con la propaganda de estas ONGs politizadas y de la izquierda radical.

 Fuente: Liberal Colombiano





Muérete Emmanuel

3 01 2008

La segunda parte del show montado por Chávez y sus amigos de las Farc: terminó. Alguien que juega con los sentimientos y el sufrimiento de los secuestrados, no sólo es un cínico y miserable sino que es un ser más perverso que los paramilitares y las guerrillas colombianas juntas, ese único ser macabro es Chávez.

Atrabilioso ya lo había dicho; ” Chávez es un secuestrador, también” y no se equivocó. El circo montado por Chávez desde el 18 de diciembre después que se conociera la noticia del “desagravio” de las Farc con Chávez, después de su fracasada mediación y legitimación del terrorismo, terminó en un peor agravio y una bofetada al mundo entero tal como lo resalta el Mundo de España y otros diarios de importancia del país ibérico.

 
Se le aceptó de todo al dictador socialista: Que hiciera un plan sin consultarlo al gobierno colombiano, que violara nuestra soberanía con sus helicópteros (así a lo último llevaran una estampa de la Cruz Roja Internacional), que trajera a los representantes de países títeres de sus petrodólares y “antoninis”. Nada de esto bastó. El dictador de Barinas, la Córdoba y las Farc jugaron otra vez con los secuestrados (45 en total, o al menos eso dicen los medios) y quedaron en evidencia ante el mundo. El teatro de Chávez cayó al sueño gracias a sus compinches matones de las Farc.

Pero las cosas estaban destinadas al fracaso y eventualmente fracasó todo; y como desagravio próximo las Farc deben liberar como mínimo a los tres que prometieron y a Íngrid Betancourt. No bastó con que todas sus exigencias se cumplieran sino que además trató de manera rústica y torpe (como ya nos tiene acostumbrados a los caribeños predecibles como dice el represidente argentino que no es presidente) de excusar la demora en la entrega de los secuestrados: Que los bombardeos, que el clima, que el perro, que el gato y demás explicaciones absurdas, ridículas y mentirosas para justificar lo que ya se sabía: Las Farc volvieron a mentir y Chávez quedó damnificado.

La macabra, ruin y trágica historia sobre de que Emmanuel estaría en manos del ICBF y su historia clínica demuestra nuevamente el sadismo y la mitomanía de las Farc y esta vez con un ser de escasa edad al cual le jodieron la vida de por vida sin vivirla.

De Chávez y las Farc nos podemos esperar cualquier cosa, asesinar y secuestrar es fácil para ellos. El asesino de Chávez confía más en un grupo de matones y secuestrador que en el presidente legítimamente elegido y con la victoria más amplia en la historia de Colombia desde las épocas de López Pumarejo.

Es obvio que el gran perdedor es Chávez, a pesar desde que comenzó la “Operación Emmanuel” (abusando de manera miserable del secuestro de un niño para darse un baño mediático) Uribe salía perdedor, este último terminó recuperando su protagonismo y poniendo las cosas en su sitio como debió ser desde sus inicios. No sólo desenmascaró las farsa de las farc ep (Ejército del Polo) y de Chávez y demás perros falderos, sino que además lanzó una hipótesis sobre Emmanuel que terminó por terminar lo que las Farc terminaron con su “suspensión” y por no haber dado las coordenadas del show.

Este aparte es importante: “No han faltado analistas para quienes el show montado alrededor de la anunciada liberación de apenas tres de las aproximadamente 750 personas que las FARC mantienen cautivas estuvo dirigido a debilitar al presidente colombiano, Alvaro Uribe, tanto en el nivel local como en el ambiente internacional. “

Y mucho más valioso y contundente son los artículos de Fernando Londoño sobre el tema: El tinglado de la farsa y El burlador burlado.

Tal como lo dijo el delegado de la fracasada “Operación Emmanuel” esta operación solo dependía de que las Farc dieran las coordenadas, lo demás son pataleos del matón de Barinas para tratar de salvar en algo su fracasada operación. Eso de que Uribe “dinamitó” la operación, solo es un cuento rebuscado que solo se creen los criminales amigos de él y los borrablogs de equinoXio (alias los sicarios morales).

Eso de insultar a Uribe es una muestra más de la poca educación que tiene el mico-mandante asesino y secuestrador a quien se le acabó su show mediático. Lo mejor del asunto es que se conoció que el mapa que usó para elaborar su fracasada “Operación Emmanuel” no tenía fronteras: Una muestra más de que el mico se cree el emperador de la Gran Colombia.

Para rematar con la voluntad de paz de las Farc, alias Tirofijo anunció una arremetida militar contra Colombia en el 2008.

¿Y el título de la entrada por qué? En realidad es Muérete Manuel Marulanda.





Catarsis y redención

22 05 2007

Se habla de catarsis como «purificación» y se atribuía a las tragedias el producir ese efecto en el público. En Colombia la reciente oleada de confesiones y denuncias de connivencia con los crímenes de los paramilitares ha servido para que salieran decenas de columnistas a hablar de catarsis, de recuperación de la decencia y de reconocimiento de las culpas por esa complicidad.

Pero no hay que dedicar mucho tiempo para comprender que la intención de estos personajes poco tiene que ver con el anhelo de acabar con los crímenes y pensar en un país que convive en paz conforme al ordenamiento jurídico impuesto por los mismos que pretenden destruirlo. ¡Son los demás quienes tienen que entonar el Mea culpa por no haberse rendido a la rebelión de los justos!

Y no es que quienes han tolerado o alentado esos crímenes no tengan responsabilidades, sino que quienes hoy se lanzan a exigir la purificación de las almas ajenas son los mismos que cuando se cometían esos crímenes escribían cada semana presionando al gobierno para que premiara los de su bando y a la sociedad para que se resignara a vivir bajo un régimen impuesto a punta de cilindrazos y castraciones.

Ellos mismos encontraban razonable que hubiera tan poca solidaridad con los secuestrados o con los policías de los pueblos destruidos. Sin ir más lejos, recuerdo un artículo de Óscar Collazos en el que planteaba que la escasa disposición a tomar partido por la guerrilla o por el Estado era una muestra de madurez de la sociedad, que no tenía por qué reconocerse en ninguna de las dos facciones. El «bacán» dedicado sólo a divertirse y ajeno al descuartizamiento de sus vecinos le parecía un modelo de conducta que no cedía a las presiones de los actores del conflicto.

Para el caso dirán que «el Estado» son los militares que practicaban la guerra sucia. Es su estilo: en el contexto concreto «el Estado» quería decir «las leyes».

Y al pensar en eso y en el apoyo de esos columnistas, como Marianne Ponsford, Yolanda Reyes o Claudia López, al partido que no reconoce las urnas como única fuente de legitimidad política y exige que se premien los asesinatos de soldados y policías, se me antoja que los llamados a la catarsis sólo son recursos para alentar más asesinatos. Son reproches deslegitimadores para el otro bando que su público interpretará como deslegitimación del sistema democrático y de la economía de mercado.

Una parte significativa de la sociedad colombiana apoyó la barbarie como única forma de conjurar la amenaza de secuestro y asesinato. Por ningún motivo quienes estuvieron comprometidos con esos crímenes deben seguir en la política ni debe justificarse ningún crimen. A fin de cuentas esas personas alentaban a unos asesinos remotos porque el conjunto de la sociedad fue incapaz de responder a los promotores concretos de asesinatos en las ciudades.

Si a cada atentado de las FARC se hubiera respondido con manifestaciones de varios millones de personas, si la gente le hubiera cortado el saludo a los partidarios del terrorismo, si los sindicatos, las empresas y las universidades estatales no estuvieran, igual que ahora, dominados por ellos, precisamente gracias a la intimidación que imponían e imponen sus tropas… Nunca habría llegado a imperar la desesperación entre quienes toleraron la barbarie rival.

La primera catarsis y el primer paso de la redención deberían consistir en la exigencia del fin del secuestro y de la actividad de bandas armadas ajenas a las instituciones. Es decir, lo primero que se debe hacer es desaprobar rotundamente, tanto en las urnas como en la vida cotidiana, a los que llevan décadas haciendo carrera política gracias a los crímenes que encargan.

Nadie debe engañarse: son los mismos que pretenden destruir al gobierno haciéndolo responsable de lo que ocurría antes de su posesión. De lo que ocurría precisamente porque ellos promovieron la insurrección para acceder a prebendas y privilegios que constituyen la mayor injusticia y a la mayor fuente de desigualdad que se conoce en Colombia.

Si no se empieza por el rechazo a esos criminales de ropa cara y apellidos influyentes, lo único que se puede asegurar es que las atrocidades volverán, de lado y lado, porque estos tartufos no vacilan en indignarse contra unos militares o contra unos policías cuyo asesinato justifican con las falacias más descaradas. Y todo apoyados en el hecho de que la sociedad está hecha al servilismo y a que ellos son los herederos de la jerarquía antigua.

 

¿Por qué el presidente del Polo democrático dice que es lícito matar soldados y policías con fines altruistas?

 





Propaganda en la UNAL

29 03 2007

eln

Muchos están acostumbrados a ver este panorama en las universidades públicas, yo no me acostumbro, algunos compañeros tampoco.

Es claro que el ELN quiere una reivindicación con la sociedad, o eso es lo que proclaman con su proyecto de “convención nacional”. una idea que me parece muy positiva, pero a la vez me parece harto contradictorio que en los panfletos que reparten promoviendo su proyecto “pro consenso” sigan figurando lemas de -patria o muerte-, se siga hablando de la lucha frontal contra la “burguesía” y de la guerra, de los secuestros, y demás actos fratricidas.

¿Entonces cuál es el sentido de esa convención nacional? Desde mi punto de vista veo demasiado lejos el día en el que el Estado, la sociedad civil y todos los factores reales de poder (incluidos los abstractos), convoquen una asamblea o convención nacional donde se redacte una nueva carta constitucional que nos saque de la olla.

Esta visión pesimista tal vez es resultado de un análisis en el que me parece sumamente difícil concebir que las FARC, el ELN, los PARAS y el EJERCITO NACIONAL se decidan a dejar su negocio de la guerra, y se dediquen a aportar ideas constructivas desde el dialogo y no desde las armas.

“obras son amores y no buenas razones” no es suficiente con proclamar a los cuatro vientos una asamblea nacional cuando no hay disposición de ningún bando.